Hitler y el aborto

Adolfo Hitler, El terrorífico dictador alemán defendía una ley de supuestos. Concretamente, el supuesto despenalizador del aborto era no ser ario. En virtud de las leyes nazis, un tribunal de Lüneberg legalizó en 1.938 el aborto para los judíos. Un decreto de 1.943 autorizó el aborto para las trabajadoras polacas, exceptuando a las que se considerara “racialmente valiosas”. Juzgue usted mismo si se puede considerar progresista al nazismo o si el aborto suponía para las judías o las polacas algún privilegio

A %d blogueros les gusta esto: